La falta de seguridad sanitaria en un aula provoca que madres y padres hayan decido no llevar a sus hjos e hijas al colegio hasta que no se aclare la situación. CEIP Miguel Hernández, Manzanilla.

Tras la confirmación de contagio por parte de un maestro del colegio público Miguel Hernández de Manzanilla, el Ayuntamiento del municipio ha exigido a la Delegación de Salud de la Junta de Andalucía en Huelva, la realización de tests PCR entre los alumnos por el contacto mantenido con el positivo en los últimos días.

Sin embargo, según fuentes del ayuntamiento, el departamento de Epidemiología de la Delegación, transmiten tanto al centro como a las familias que sus hijos e hijas tienen que seguir asistiendo al centro educativo. Lo que ha provocado que tanto madres como padres hayan decidido no llevar a sus hijos al colegio hasta que no se aclare la situación.

Por su parte desde el Ayuntamiento se ha redactado una reclamación solicitando el confinamiento preventivo de este grupo de alumnos y que se les practiquen las pruebas médicas en cuestión para garantizar, o no, un supuesto contagio. De igual modo, desde el consistorio manzanillero transmiten una pronta recuperación al docente contagiado.